Cirugía bucal

La cirugía bucal es una especialidad de la odontología que incluye el diagnóstico y tratamiento quirúrgico de diversas alteraciones de la cavidad bucal, de forma predecible e indolora, con el fin de curar o prevenir patologías futuras. Dentro de esas alteraciones, podemos englobar los dientes retenidos (piezas dentarias que no erupcionan a su tiempo y se quedan dentro del maxilar), quistes, tumores, infecciones, etc.

La cirugía bucal puede realizarse por diversas técnicas que se valoran en el diagnóstico del especialista de la clínica dental, aunque son todas muy parecidas. Se requiere anestesia previa, una incisión en la encía y, después, despegamiento de la encía y otros procesos. Al terminar la operación, hay que suturar la herida.

Las muelas del juicio o cordales, cuando no tienen espacio o presentan una inclinación inadecuada, no erupcionan. Su diagnóstico precoz y extracción si van a quedarse retenidas previene problemas futuros de infección, de quistes o de lesión de los dientes vecinos.

Un consejo

Uso preventivo de la cirugía bucal

En el caso de que se den síntomas de algún problema grave, es posible que sea importante un tratamiento de cirugía bucal para detectar el problema. Lo más común suele ser una biopsia, que ayuda a detectar el cáncer bucal.

Algunas respuestas

Preguntas Frecuentes

Se ha roto un diente que tenía que quitarme y solo queda la raíz. ¿Se podrá extraer sin dificultad?

Si, no plantea ningún problema para el tratamiento quirúrgico que sólo reste la raíz de un diente (o resto radicular).

¿Puedo someterme a una cirugía bucal estando embarazada?

En el primer trimestre de embarazo, está contraindicado cualquier tipo de tratamiento quirúrgico, a no ser que la gravedad de la situación ponga en peligro la salud de la madre o el niño. En el resto del embarazo puede hacerse, lo único que se prefiere posponer siempre que se pueda al postparto ya que la embarazada no puede tomar ciertos medicamentos, fundamentalmente anti-inflamatorios.

Ante cualquier cirugía en la boca, ¿es importante que diga siempre si estoy tomando medicación?

Sí, porque ciertas medicaciones para la tensión, el corazón, los huesos, las defensas, el azúcar, la tiroides o incluso el tratamiento anticonceptivo pueden tener una consecuencia en nuestra coagulación, defensas o cicatrización que el cirujano bucal debe saber para evitar situaciones adversas.

¿Es necesario tomar antibiótico previo siempre a una extracción quirúrgica?

No. En pacientes sanos que no presenten una infección previa aguda, no es necesario.

¿Quieres tener la sonrisa de tus sueños?